viernes, 28 de febrero de 2014

Días para recordar...post solo apto para fan-áticos!!

Hoy no vengo con receta pero tenía que contaros como me siento así que hoy más bien, vengo a utilizaros a modo de diario (y para no olvidarme de ello! Aunque es prácticamente imposible) y  daros la murga sobre eso de que, a veces, los sueños se cumplen. No, aún no tengo mi bakery. Y no, aún no he viajado por todo el mundo. Y no, aún no me ha tocado la lotería pero supongo que las personas como yo saben lo que es esta experiencia.

Recuerdo pocas cosas de cuándo era bien pequeña (hablamos de que tendría unos 5 o 6 años) pero sí recuerdo, con claridad, amar profundamente a Xuxa. Y me veo como si fuera ahora, con mis padres, en un recinto (que no tengo ni idea de cual sería) y súper ilusionada por poder verla. Nos quedamos sin entradas. Me sigo viendo, esta vez, llorando desconsoladamente.


Ya en ese momento, mis padres debieron pensar que era una niña loca. Seguramente a mi madre ya le costaba entender que me pusiera tan mal por no poder entrar. Ya apuntaba maneras a ser una "fenómeno fan".


Siempre he sido así. Ha sido una cosa inevitable. No tendría mucha más edad, cuándo mi madre me borró Grease porque pensaba "que tenía un problema". Sí señores/as, la veía CADA día. Aún pulula por casa algún vídeo mío cantando (en mi súper inglés de una niña -española, tengamos en cuenta- de 6 años) los Greatest Hits de la peli. Mi hermano aún me reprocha que es la película que más ha visto en su vida, obviamente, por mi culpa.


Cuándo tenía 11 años, las Spice girls llenaban las paredes de mi habitación. Era un boom generalizado en prácticamente todo el instituto. Hasta nos disfrazamos de ellas aquel año e hicimos una coreografía de "If you wanna be my lover" (aunque eso mejor no recordarlo demasiado..).


Poco me duró el amor. En 1997 descubrí a los que las desterrarían por completo. Eran los Backstreet Boys. Tenía 12 años. Como podéis imaginar, caí rendida!! Empapelé la habitación (techo incluido) y su casette no paraba de sonar en ella. De hecho, si había algo bueno de esta nueva obsesión, eran mis ganas de aprender inglés. En 1998 vinieron en concierto por primera vez, el 09 de abril. Me lié con mi vecina a hacer una pancarta enooooooorme con una sábana. Salimos por la tele. Lo tengo grabado. Me pasé TODO el concierto llorando. Yo lloraba de alegría pero mi madre estaba cabreada, me decía que nunca más me iba a llevar a un concierto, que parara de llorar. Pobrecilla, debe ser duro lidiar con una hija histérica :)


Al año siguiente volvieron, el 13 de julio del 99, yo tenía 14 años. Seguía enamoradísima de todos ellos (vale, amaba infinitamente más a Nick pero eso no significa que le hiciera ascos al resto). Mis padres me dejaron en la puerta y me recogieron a la salida (supongo que mi madre no quería repetir la experiencia del año anterior!). Ese concierto fue brutal para mi! El disco me encantaba y lo pasé genial no, lo siguiente.

Después sacaron discos, pero ya no volvieron hasta el 2005. A pesar de ello, los he seguido siempre de cerca. He crecido con ellos y eso nadie lo puede cambiar. Ese año conseguí la primera fila (a base de hacer noche en la cola, claro). Uno de los mejores conciertos de mi vida (ni yo me creía el tenerlos tan cerca!!).

Una de tantas noches haciendo cola
En el 2008 no me perdí la cita con ellos ;) y aunque desde el 2004, El Canto del Loco, se convirtió en mi grupo de cabecera, nunca los dejé de lado totalmente.


En 2010 fui a verlos a Madrid, ya que era su único concierto en España.

Y ahora es cuando el mundo se divide en dos. En las personas que lo entienden y las que no. Si lo entiendes, seguramente seas de las mías (o de los míos). Por suerte, en el 2000, mi amiga Mery (véase la foto anterior o la siguiente) entró en mi vida y podéis adivinar cual fue nuestro primer lazo de unión, no?? Para mi ha sido complicado encontrar a alguien que sienta lo mismo que yo. De hecho, te sientes rara hasta que no llegas a la cola de un concierto y te encuentras que no somo tan pocos/as. Así que encontrarla ha sido uno de los mejores acontecimientos de mi vida <3 y ya de paso desde aquí le mando un besote enorme, que sé que este post si que lo va a leer!! ihvj!!!

La semana pasada, el 20 de febrero, tuvimos la oportunidad de conocerlos. Tenemos dos novios que son como dos soles y que nos regalaron una entrada vip. Creo que aún no somos conscientes de lo que significó ese momento. Cuando tenía 13 años, era lo MEJOR que me hubiera podido pasar: conocerlos. De hecho le pedía a mi madre que escribiera al programa de "sorpresa-sorpresa" para que me los trajeras,  que yo me haría la sorprendida. Esta claro que no tuve éxito...


Y ahí estábamos, 17 años después, con los mismos nervios que hubiéramos tenido entonces pero con el saber estar que te enseña el paso de los años. Y después de todo esto, solo puedo decir que he cumplido un sueño. Algo que creía que nunca iba a suceder, ha sucedido. Por eso tenía que dedicar una entrada a este día, para recordarme que la espera, en ocasiones, tiene recompensa. Ojalá todas las personas que sientan lo mismo que nosotras, algún día lo consigan.


Y después de esta brasa que os he metido, me despido de vosotros hasta la semana que viene. A partir de ahora solo actualizaré una vez a la semana (los viernes). Eso sí, vendré con una receta rica, rica :)

Mil besos y feliz finde!

1 comentario:

  1. Yoyoyoyo era de esas. Te entiendo a medias, ya que mi época de fan acérrima concluyó con las Spice. Y es que lo echamos todo, por eso como bien dices, mejor no recordarlo. Después, y creo que por el ridículo escenográfico ese que hicimos, nunca más fui fan de nadie, me gustaron algunos grupos mucho mucho, pero podía vivir sin ellos perfectamente. Es decir, me gustaba la música no ellos.
    Y Xuxa.... ay Xuxa, la de domingos que me tiraba viendo el programa, mi sueño era ir a la casa de la guasa, tenía todos los cassettes y hasta aquellas sandalias de goma que hacían un daño horrible pero yo no me las quitaba nunca. Me vine abajo cuando se me quedaron pequeñas... nunca volví a tener un calzado que me gustara tanto.
    Beso!

    ResponderEliminar